Los peligros de las ventanas para los gatos.

28-11-18

Mucho cuidado con ventanas y balcones si tenemos gatos

Cuando alguien pretende adoptar un gato, en cualquier asociación protectora seria es fácil que hagan bastantes preguntas sobre el sitio en el que vivimos y sobre si el gato podría tener acceso a ventanas o balcones.

Aunque son agilísimos equilibristas, no son infalibles y no es nada raro que, por una distracción o un error de cálculo, acaben con sus huesos en el suelo.

De hecho no es que no sea raro, es que entre los accidentes que suelen sufrir los gatos domésticos, el más frecuente es la caída desde grandes alturas. Caídas que se pueden traducir en que se pierdan o/y que sufran lo que se denomina como el síndrome del gato paracaidista o volador, un cuadro clínico típico que suele incluir lesiones internas y rotura de mandíbula, o incluso que mueran.

Prevenir las caídas

Para evitar las caídas de nuestros felinos al vacío debemos intentar evitar su contacto con las altures. Existen cerramientos para ventanas y balcones, en forma de mallas o mosquiteras, de todo tipo de materiales, con variados sistemas de fabricación ya sea profesional o casera… Cualquiera de ellos, si evita la caída, es bueno.